Volver a Iglesia Bautista Reformada

Bautistas Reformados

El nombre Bautistas Reformados es una descripción de una tendencia teológica de algunas iglesias bautistas. No se refiere a una denominación cristiana diferente, pero no todas las iglesias que en doctrina son reformadas, se identifican como Bautistas Reformadas.

Los Bautistas Reformados son tanto Bautistas en eclesiología como Calvinistas en soteriología, y adhieren a La Confesión Bautista de Londres de 1689 o de 1644.

Doctrinas

Las iglesias Bautistas Reformadas suelen adherirse a la Primera y Segunda Confesión Bautista de Fe de Londres. Aunque no son consideradas completamente infalibles, pero son un resumen conveniente de las doctrinas de la iglesia. Los Bautistas Reformados tratan de derivar toda su doctrina directamente de la Biblia, a la cual ven como la única autoridad de fe y práctica.

Las iglesias Bautistas Reformadas son distintas en el sentido de que son tanto Reformadas (adheridas a y mostrando respeto por mucha de la teología definida por Juan Calvino), como Bautistas (creyendo en el bautismo para creyentes solamente, y el cual es administrado por inmersión). Históricamente, los cinco puntos del Calvinismo han sido centrales para la fe Reformada, con los cuales las iglesias Bautistas Reformadas están de acuerdo por definición.

Sin embargo, la teología Reformada conservadora se compromete normalmente con la teología del Pacto, una de cuyas aplicaciones es la justificación de la práctica del bautismo de infantes. Por esta razón, las ramas más tradicionales del Cristianismo Reformado (incluyendo el Presbiterianismo, etc.), a veces se rehúsan a aceptar a sus hermanos Bautistas Reformados como verdaderos Reformados. No obstante, los Bautistas Reformados sostienen el Pacto de la Gracia, el cual es hecho únicamente con los elegidos. El bautismo es visto como una señal de la administración del Nuevo Pacto – hecho con aquellos que han sido regenerados al tener la ley escrita en sus corazones, sus pecados perdonados, y que tienen el conocimiento salvífico del Señor (Jeremías 31:31-34). Sólo aquellos que profesan creíblemente esta realidad pueden ser bautizados.

Los Bautistas Reformados modernos usualmente se consideran como los herederos espirituales de los Bautistas ingleses Juan Bunyan y Charles Spurgeon. La teología Calvinista de los Bautistas Reformados es semejante a (si no descendiente directo de) aquella de la de los comienzos de los ingleses Bautistas Particulares.

Características comunes

Algunas características comunes de los Bautistas Reformados son:

La centralidad de la Palabra de Dios: Las Escrituras tradicionales cristianas (tanto el Antiguo como el Nuevo Testamento) son considerados como la “única regla de fe y práctica». Sin embargo, cualquier interpretación de las Escrituras siempre debe tener un fundamento ortodoxo.

Credos: Los Credos antiguos (de los Apóstoles, Niceno, y Atanasiano), las confesiones históricas (de Londres de 1644 y 1689), así como los Catecismos (Catecismo Ortodoxo de 1680 y el Catecismo de Londres de 1689), son todos considerados como resúmenes de las enseñanzas de la Iglesia, pero ninguno es aceptado con la misma posición de autoridad que tienen las Sagradas Escrituras. De ser necesario pueden ser sometidos a escrutinio y por qué no, mejoría.

Principio regulativo de la adoración: La creencia de que “la manera aceptable de adorar al único Dios, es instituida por Él mismo, y está limitada por Su propia voluntad revelada, para que no sea adorado de acuerdo con imaginaciones y artilugios del hombre, o con las sugestiones de Satanás, bajo ninguna representación visible o de otra forma, que no esté prescrita en las Santas Escrituras», (del capítulo 22, párrafo 1 de la Confesión Bautista de Fe de Londres de 1689). Todo elemento de la liturgia semanal regular debe ser demandada expresamente en las Escrituras. El estilo de música no es lo que marca un estilo de vida adorador (hay iglesias que solo cantan “a capela”, otras música contemporánea y otras himnos bautistas, salmos etc.) sino la Escritura.Y estos principios están absolutamente relacionados con la llenura del Espíritu Santo, un cántico que se vive en Espíritu y en Verdad (Efesios 5:18-19, Juan 4:24)

Teología del Pacto: La mayoría adhiere al contraste usual Reformado entre el Pacto de Obras en Adán, y el Pacto de la Gracia en Cristo (el último Adán) – y los Elegidos que están unidos a Él. Este Pacto eterno de la Gracia es revelado progresivamente a través de los pactos bíblicos históricos.

Congregacional y Asociacional: No se reconoce ninguna iglesia terrenal como autoridad sobre el cuerpo de ancianos de la iglesia local. Sin embargo, tradicionalmente las congregaciones pueden “asociarse” con otras congregaciones que sostienen enseñanzas similares. Estas “asociaciones” están formadas en la base de un sistema doctrinal particular (usualmente la Segunda Confesión Bautista de Fe de Londres de 1689). Aquellas congregaciones que fervorosamente enseñan contrario a lo establecido en lo que se considera como ortodoxia, son finalmente puestas fuera de la “asociación”.

Oficiales Eclesiásticos: Hay dos oficiales en la iglesia: El anciano y el diácono. Cada iglesia local tiene varios ancianos (conocido como pluralidad de ancianos). Dentro de los Bautistas Reformados, este cuerpo local de ancianos es tradicionalmente llamado “el presbiterio” (que no debe ser confundido con la definición Presbiteriana de “presbiterio”). El pastor es considerado como uno de los ancianos. El presbiterio normalmente trata con el mantenimiento espiritual de la iglesia, mientras que el diaconado trata con los asuntos físicos de los miembros de la iglesia y el mantenimiento físico de la propiedad de la iglesia.

Cesacionismo y Continuacionismo: Los dones revelatorios y milagrosos del Espíritu Santo (profecía, hacedores de milagros, hablar en lenguas) son considerados por la mayoría de los Bautistas Reformados como no operativos debido a que no tienen un propósito en este tiempo pero activos a la voluntad soberana de Dios para darlos, y los Avivamientos son considerados medidas excepcionales soberanas hechas por Dios, y no deben ser buscadas como la norma común. Por ello hay un rechazo a la mayoría de los movimientos de “avivamiento”, manipulados practicados por los “Neo-pentecostales”. Hay Bautistas que tienen una posición, llamada Continuismo, que consideran que esos “dones” no han cesado. 

El domingo como el Shabbath cristiano: El domingo es usualmente llamado “el Día del Señor”, y es considerado el único día santo del cristianismo. Los domingos, los Bautistas Reformados creen que deben descansar de toda labor terrenal y negocio, asistir a la adoración pública, y hacer buenas obras. Aún con claros enunciados en sus confesiones, no hay un total acuerdo entre los individuos Bautistas Reformados acerca de si la recreación es o no permitida en el Shabbath, pero esto es raramente debatido y cualquiera de las opiniones es normalmente permitida.

Historia relacionada.

A principios del siglo XVII, los Bautistas en Inglaterra desarrollaron dos teologías diferentes. Los Bautistas Generales fueron llamados así porque se aferraban a la Expiación General. La visión general de la expiación es que Cristo murió para hacer posible la salvación de todos los hombres que crean. Esta posición está identificada con el Arminianismo. Los primeros líderes entre los Bautistas Generales incluyeron a John Smyth y a Thomas Helwys.

Los Bautistas Particulares fueron llamados así porque se aferraban a la Redención Particular o Expiación limitada. La visión de la expiación es que Cristo murió para salvar a individuos particulares, usualmente llamados “los escogidos”. Esta posición es usualmente identificada como Calvinismo. Algunos líderes Bautistas Particulares incluían a Benjamin Keach, Hanserd Knollys, William Kiffin, e Isaac Backus.

Los Bautistas Estrictos del presente día en Inglaterra y España, son descendientes de los Bautistas Particulares. Algunas veces se refieren a ellos como los Bautistas “Estrictos y Particulares”. La terminología “estricto” se refiere a la estricticidad o cerrada posición que mantenían sobre la membresía y la comunión. La mayoría de los primeros Bautistas Particulares rechazaban la membresía y comunión abiertas. Una excepción notable fue el autor de El Progreso del Peregrino, John Bunyan.

Hacia el siglo XVIII, los Bautistas Generales cayeron en el liberalismo teológico, y prácticamente desaparecieron de la escena en Inglaterra. Durante este mismo período, los Bautistas Particulares se movieron hacia un conservadurismo doctrinario extremo, lo cual fue descrito como Hipercalvinismo y Antinomianismo. En 1785, Andrew Fuller (1754-1815) publicó El Evangelio Digno de Toda Aceptación. Esto ayudó a tornar a muchos Bautistas Particulares hacia un nuevo evangelicalismo que fue llamado “Fullerismo”, y que llevaría a una eventual división entre los Bautistas Particulares de Inglaterra. Los Fulleritas eran probablemente mejor representados por Fuller y Guillermo Carey (1761-1834), un misionero bautista particular en la India. El vocero principal del Calvinismo estricto fue John Gill (1696-1771), quizás mejor conocido por su Exposición de Toda la Biblia, el primer comentario que, abarcada en su explicación a cada versículo de la Sagrada Biblia. Entre la rama Fullerita, de los Bautistas Particulares, el Calvinismo declinó y la práctica de la comunión abierta creció. En 1891, la mayoría de los Bautistas Generales que todavía quedaban se fusionaron con los Bautistas Particulares en la llamada Unión Bautista de Gran Bretaña, formada en 1813.

Bautistas Calvinistas

El término “Reformado” es visto en ocasiones por los confesionalistas Reformados como sólo válido cuando describe una creencia que es confesional y que se aferra a la teología del Pacto.

Confesional, que se aferra a una de las confesiones históricas Reformadas, y para los Bautistas la confesión en la familia de confesiones de Westminster es la Confesión Bautista de Fe de 1689. Otras confesiones tenidas como Bautistas Reformadas incluyen la Primera Confesión Bautista de Londres (1644/46), la Confesión Bautista de Fe de New Hampshire de 1833, y el Mensaje y Fe Bautistas.

El aferrarse a la Teología del Pacto, como se describe en estas mismas confesiones. Esto es visto como entre los rasgos comunes tratados anteriormente.

Los confesionalistas Reformados normalmente ven a los Bautistas que no son confesionales, especialmente aquellos que rechazan la Teología del Pacto aunque tienen una soteriología Calvinista, como “Bautistas Calvinistas” o “Bautistas de la Gracia Soberana». En esta visión, atenerse a los cinco puntos del Calvinismo no hace a una persona “Reformado” en su sentido más amplio. Visiones similares de entre las que se consideran a sí mismas “Verdaderamente Reformados” existen en otras tradiciones Reformadas a su vez (como por ejemplo, el Presbiterianismo).

Alternativamente, algunos Reformados aceptan a los Bautistas Reformados como “Reformados” en el sentido más estrecho de la palabra, pero, mientras no se aferren a la visión de Juan Calvino acerca de los sacramentos, no son “Calvinistas”.

Importantes Bautistas Reformados:

Adoniram Judson: El primer misionero estadounidense en el campo misionero en el extranjero, iniciador de las misiones estadounidenses.

Isaac Backus: Revolucionario estadounidense, delegado en el Primer Congreso Continental

Alistair Begg: Pastor escocés-estadounidense de la Cleveland’s Parkside Church y maestro del ministerio radial “Verdad para la Vida»

James Petigru Boyce: Pastor Bautista del Sur del siglo XIX, teólogo, autor, maestro de seminario y fundador y primer presidente del Seminario Teológico Bautista del Sur

Juan Bunyan: Autor puritano del siglo XVII, quien escribió El Progreso del Peregrino y “La Guerra Santa”. “El Progreso del Peregrino ha sido el libro más vendido en todo el mundo, después de la Biblia.

Steve Camp: Artista de Música Cristiana Contemporánea

William Carey: Misionero a la India y co-fundador de la sociedad Misionera Bautista

Mark Dever: Pastor de la Capitol Hill Baptist Church en Washington, DC, y Director Ejecutorio de Ministerio 9Marcas

Dr Peter Masters: Pastor actual del Tabernáculo Metropolitano de Londres

Miguel Núñez: Pastor principal de la Iglesia Bautista Internacional en República Dominicana

Ambiorix Mateo Padilla: Llamando a su presencia El Siervo Inútil., Bautista Reformado en Soteriología, Maestro en Iglesia Bautista Evangélica Cristo Sólo Cristo de San Pedro de Macoris, República Dominicana.

John Gill: Teólogo del siglo XVIII. Pastor de la Iglesia que luego sería pastoreada por Charles Spurgeon. Escribió un comentario completo de la Biblia en seis grandes tomos y una obra de Teología llamada “El Cuerpo de la Divinidad», y otros numerosos escritos.

John Gano: Administró el bautismo por inmersión a George Washington durante la Revolución Americana

R. Albert Mohler, Jr.: Noveno presidente del Seminario Teológico Bautista del Sur

John Piper: Pastor de la Bethlehem Baptist Church en Minneapolis, MN, y fundador de los Ministerios Deseando a Dios

Charles Spurgeon: Predicador del siglo XIX. Pastor del Tabernáculo Metropolitano Bautista en Londres. Autor de “El Tesoro de David», “Discurso a mis estudiantes», “Ganador del Almas” entre otros.

Gen. Robert Overton: Amigo personal de Oliver Cromwell

Sugel Michelen: Pastor de la Iglesia Bíblica del Señor Jesucristo en República Dominicana

James White: Apologista cristiano, director de los Ministerios Alfa y Omega

Andrew Fuller: Pastor en Inglaterra. fundador y director de la Sociedad Bautista Misionera que envió a William Carey (Guillermo Carey) a la India.

Oscar Arocha: Pastor de la Iglesia Bautista de la Gracia, en República Dominicana

B. H. Carroll: Fundador y primer presidente del seminario teológico bautista del Suroeste. Autor del famoso “Comentario Bíblico” publicado en español por la Casa Bautista de Publicaciones.

J. M. Pendleton: Destacado erudito bautista del siglo XIX, autor del “Manual para las Iglesias», “Compendio de Teología», “Distintivos y Principio Bautistas».

Samuel Masters: Pastor de la Iglesia Centro Crecer , en Córdoba, Argentina y director del Seminario William Carey

J. L. Dagg: Pastor y autor del “Manual de Teología».

Arthur Pink: Pastor y autor del famoso libro “La Soberanía de Dios», “Los Atributos de Dios», “La vida de Elías», y varios comentarios sobre la Biblia.

J. R. Graves: Pastor, editor de “The Tennessse Baptist», escribió también “El Bautismo de Juan” y el famoso libro “El Landmarkismo».

Abraham Booth: Autor de numerosos libros, incluyendo “El Reino de la Gracia».

Paul Washer: Es Director de HeartCry Sociedad Misionera que apoya la labor misionera indígena.

Wayne A. Grudem: Teólogo y autor conocido por sus libros como “The Gift of Prophecy in the New Testament” y “Today Systematic Theology: An Introduction to Biblical Doctrine”.

Alejandro David Riff: Conferenciante en Latinoamérica de la Sociedad Bíblica Trinitaria y miembro del equipo revisor a la Biblia Reina Valera 1909 de la SBT.

Los siguientes libros fueron escritos desde una perspectiva Bautista Reformada:

History of the English Calvinistic Baptists 1791-1892, por Robert Oliver (2006), ISBN 0-85151-920-2

Kiffin, Knollys and Keach – Rediscovering our English Baptist Heritage, por Michael A. G. Haykin (1996), ISBN 0-9527913-0-7

An Introduction to the Baptists, por Erroll Hulse (1976), ISBN 0-85479-780-7

Baptist Roots in America, por Sam Waldron (1991), ISBN 0-9622508-3-X

Exposition of the 1689 Baptist Confession of Faith, por Sam Waldron (1989), ISBN 0-85234-268-3

In Defense of the Decalogue: A Critique of New Covenant Theology, por Richard Barcellos (2001), ISBN 978-0-9654955-9-2

A Reformed Baptist Manifesto, por Sam Waldron & Richard Barcellos (2004), ISBN 978-0-9760039-0-8

4 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. Es triste saber que hoy en día creamos en hombres y no en Cristo , el señor nos dio un camino y no lo hemos sabido andar, la iglesia es del señor y no del hombre, y el pastor Que nos muestre esa doctrina sana que nos dejos nuestro señor será luz. asisto a una iglesia Bautista de sana doctrina donde todavía creemos que la iglesia es la encargada de dar un mensaje correcto al hombre .

    Éxodo 3,14

  2. Muy respetados hermanos,

    Me permito puntualizar que la posición CESACIONISTA no es una posición extrema, sino que es la posición tradición reformada en general, incluyendo a los bautistas. No puede haber término medio, o la Revelación, la Escritura está cerrada o está abierta. Si está cerrada no se hace necesarios los dones de revelación (QUE TRAEN LA REVELACIÓN) y señales (QUE CERTIFICAN LA REVELACIÓN Y AL MENSAJERO). El cierre de la Revelación trajo como resultado el cese y terminación de ambos tipos de dones milagrosos, como cuando se elevan los remos del barco (FIN DE LA REVELACIÓN), para que acabe su movimiento (FIN DE LAS SEÑALES), de acuerdo al uso de las expresiones griegas.

    La fidelidad absoluta a la Revelación, y nuestro entendimiento de que su canon está cerrado desde el primer siglo, nos hace firmes cesionistas, si bien este término es moderno y puede revestir la connotación de novedad.

    http://www.echarelared.co/2016/11/los-dones-que-son-senales.html

    1. Estimado Jaime. Muchas gracias por tu aporte. Es así, como tú lo expresas y como nosotros lo enseñamos.
      Nuevamente gracias. Ya corregimos el error. Gracia y paz.

    • Jorge en abril 13, 2019 a las 4:03 pm
    • Responder

    Estimados ..no pueden llamar como Bautista Reformadas a hombres que no son confesionales como Miguel Nuñez ni a hombres que no guardan los distintivos reformados del Principio Regulador de la Adoración como John Piper por nombrar solo a ellos dos .. gracias

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.